El hermoso sur de España (Abril 2011)

Viaje de cinco días con los amigos a Málaga (+ Marbella, Granada y Sevilla)

Después de unos tres meses sin ver a Jose, pff... son inimaginables las ganas que tenía de abrazarlo. ¡Y le di un abrazo enorme cuando lo vi! Había venido a buscarnos al aeropuerto de Sevilla con un amigo suyo, Pánico. Nos subimos al coche de Jose y tres horas de viaje hasta llegar a Málaga, encima nos perdimos un poco por la carretera. Pero fue muy divertido, encima nosotros estábamos mode crazy on. Yo tenía miedo de que Pánico se asustara, pero él está peor. Sobre las tres y pico de la mañana llegamos a casa de Jose y ¡a la cama! Dormimos en las habitaciones de sus compis de piso que no estaban... tan guarras todas. En la habitación donde yo dormí había bragas sucias por el suelo, pañuelos usados... ¡que ajco!

A la mañana del día siguiente llovía mucho, y no sabíamos donde ir. Al final fuimos a Puerto Banús y luego a Marbella. No se si era por el mal día, pero no me gustaron mucho ninguno de los dos lugares. Solo algunos lados bonitos, pero ya está. Eso si, mucho lujo en tos lados.





Por la noche vinieron unos amigos de Jose y estuvimos bebiendo en su casa, mezclados con los amigos de una de sus compañeras de piso, que vino ese día. Poco responsables, porque les daban de fumar y de beber a dos niños de unos diez años... pero amables. ¡Me ofrecieron shisha! ^^ En fin, que cuando salimos de casa de Jose rumbo los pubs ya íbamos un poco alcoholizados y por eso solo recuerdo cachos de la noche. Menos mal que Pánico me llevaba, literalmente. Me lo pasé muy bien. ¡Y a las 3 de la mañana había procesiones!


Al día siguiente visitamos Málaga, el precioso centro de la ciudad. La alcazaba, el teatro romano... La catedral manca, el puerto... Comimos unas ricas tapas - aunque los camareros pasaban de nosotros - y luego subimos a un castillo con unas vistas preciosas a la ciudad, a la bahía. ¡Me encantó!




Más tarde fuimos a casa de Jose e intentamos dormir... ¡todos en la cama grande de Jose! Luego a arreglarse, ¡y otra vez de fiesta! Con los amigos de Jose, los mismos, y otros nuevos, dos niños de quince años muy simpáticos. De uno quedé prendada♥ Lo primero que nos preguntaron, antes de presentarse, fue qué diferencias hay entre el mallorquín y el catalán. Yo me puse mode teacher on. ¡Me encanta tener conversaciones efusivas con gente a la que acabo de conocer! Me lo pasé también muy bien esa noche.

Al día siguiente, después de dormir solo dos horitas, un Monster Energy ¡y rumbo Sierra Nevada! Que lugar más precioso, en serio, me enamoré *-* Me encantaría vivir allí. Había nieve, estábamos a 3 grados... Menos mal que tampoco pasamos tanto frío. Y comimos en un restaurante irlandés - creo que era - un menú bien completo.



Luego fuimos a Granada, que está al lado. Que pena que se hubiesen acabado las entradas a la Alhambra... Paseamos por la ciudad, por la preciosísima Granada. Aunque se nos puso a diluviar, otra vez. Estuvimos en la plaza de toros y nos emocionamos un montón, corriendo por ahí, explorándola... yo alucinaba... hasta que de repente me vinieron a la cabeza los toros, torturados como los torturan... y se me cortó el rollo de golpe. Pero bueno...






El penúltimo día en Málaga Dessy, Pau y yo fuimos a ver a Jose a su Escuela cuando tuvo recreo, porque ya era lunes. Estuvimos un rato con él y con Pánico, y después fuimos a casa a hacer una tarta. Después de comer un rico kebbab por ahí estuvimos los tres en un parque al lado del puerto que me encantó, tan verde, y se estaba tan bien... Luego más tarde el cielo se nubló y au, ¡lluvia otra vez! Corrimos por Málaga, de tienda en tienda, y acabamos en un café. Por la noche fuimos a una especie de Festival Park más grande a cenar, con un amigo de Jose, Andy. Y a Jose se le gastó la batería del coche, y cada vez que teníamos que arrancarlo teníamos que pedir a alguien que nos dejara conectar las pinzas a la batería de su coche.





Día 26, ya con las maletas hechas, los cuatro y Andy fuimos a Sevilla. Nada más llegar fuimos a comer a un restaurante chino, y luego estuvimos paseando por la plaza América, y por esa HERMOSÍSIMA PLAZA ESPAÑA♥ The problem es que hacía un calor... ¡casi morimos!





A las seis estábamos en el aeropuerto. Yo, que no lloro fácilmente en presencia de alguien, estaba con los ojos llenos de lágrimas. Me lo pasé tan bien, conocí a gente que me gustó tanto, y estuvimos con Jose... Dios, no me hubiese ido, en serio. No me hubiese ido de Málaga.


2 comentarios ♥ :

Adriana dijo...

Me encanta el apartado d elos libros! porque no se puede comentar allí? tsk! te quieroo~ y quita al verificación de la palabra, la odio xD

Rei Osaki: dijo...

¿Calor en Sevilla? Cuándo? Cómo? Jajaja
Así que viniste... lástima que no te conociera, pero hace unos añitos ya de eso xD
No viste la Giralda?? Oioioi... La plaza de España es bonita, pero como la Giralda... y sobre todo iluminada de noche, qué preciosidad!!